Hoy es martes 18 de junio de 2019 y son las 15:07 hs. “Queremos evitar que Nisman vuelva a morir”. Que los jueces cumplan con la Justicia, o que la Justicia alcance a los Jueces.

31 de agosto de 2018
La escasez de agua, una nueva normalidad .
para evitar una crisis hídrica a escala global, es cada vez más urgente adoptar soluciones basadas en la naturaleza, alertan los expertos reunidos hasta el próximo viernes en Estocolmo para la Semana Mundial del Agua (World Water Week).

Planeta Futuro

                        La escasez de agua, una nueva normalidad

La escasez de agua, una nueva normalidad.
Los expertos reunidos en la Semana Mundial del Agua alertan de la urgencia de adoptar soluciones basadas en la naturaleza para evitar una crisis hídrica global

Un popular refrán africano dice que si se quiere ir rápido, hay que caminar solos, pero si se quiere llegar lejos, es mejor buscarse compañía.                                                                                                                    En el caso de los retos relacionados con agua y saneamiento, hay que hacer ambas cosas: avanzar rápido e ir lejos.                                                                                                                                              Escasez de agua, clima extremo y el rápido incremento de la población actúan como una bomba de relojería sobre los ecosistemas y, para evitar una crisis hídrica a escala global, es cada vez más urgente adoptar soluciones basadas en la naturaleza, alertan los expertos reunidos hasta el próximo viernes en Estocolmo para la Semana Mundial del Agua (World Water Week).                                                      Sin embargo, el enorme potencial de las infraestructuras verdes está sin explotar.

“El agua es la causa principal de conflictos, migraciones, degradación ambiental, desigualdad y crisis económicas”, señaló el lunes Amina Mohammed, vicesecretaria general de Naciones Unidas, en la ceremonia de apertura de la cumbre, organizada por el Instituto Internacional del Agua de la capital sueca (Siwi, por sus siglas en inglés).                                                                                                         Su país natal, Nigeria, ofrece un claro ejemplo de todo ello: agua y saneamiento representan un enorme reto, exacerbado por el cambio climático.                                                                                                          Los recursos menguantes de agua de la región se traducen en inestabilidad política e inseguridad alimentaria, además de favorecer la propagación de enfermedades.                                                              “La tragedia de Boko Haram está estrechamente vinculada con la mala gestión del agua.                         Una solución al conflicto tiene que tomar necesariamente en cuenta este factor”, insistió.                          Sin embargo, Mohammed sigue convencida de que “el agua también es el motor para la paz, la seguridad, la prosperidad y la equidad”.

La experta nigeriana cree que el agua puede convertirse en el punto de partida para abordar a la vez los otros Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), marcados en 2015 por Naciones Unidas para construir un mundo más justo.                                                                                                                          “Es como con mis hijos”, bromea.                                                                                                                        “Cada uno de ellos es especial, pero pensar en ellos todos juntos es increíble”.                                          Ante los nuevos desafíos, aboga por nuevas soluciones, que pasan por incrementar las inversiones —y que sean sostenibles— e involucrar a los jóvenes.

Carin Jämtin coincide con ella. La directora general de la Agencia Sueca de Desarrollo y Cooperación Internacional aprovechó para recordar que las infraestructuras de agua y saneamiento son blancos de ataques durante los conflictos, al mismo tiempo que se niega de manera deliberada el acceso a agua limpia en muchos lugares del mundo.                                                                                        “La falta de agua potable es una de las armas de guerras que más mata”, señaló.

La directora ejecutiva adjunta de ONU Mujeres, Åsa Regnér, subrayó cómo esta situación afecta de manera especial a mujeres y niñas.                                                                                                                  “Solo en África Subsahariana, gastan 40.000 millones de horas cada año en recolectar el agua, el equivalente a un año laboral de la entera fuerza de trabajo de Francia”.                                                      No obstante, apenas tienen voz en el asunto, se ven obligadas a abandonar los estudios y están más expuestas a enfermedades, violencia y acoso.                                                                                                   



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








LO MAS LEIDO DEL MES

 
MINI- POLIVERSO . SERGIO MASSA . . . Se quemó el Panqueque .
¿PUEDE OCURRIR UN CHERNOBYL EN BUENOS AIRES ? !NO¡
PREMIOS LIBERTADOR GENERAL SAN MARTÍN, de la Junta Sanmartiniana Bonaerense de la Republica Argentina
49° ANIVERSARIO DEL SECUESTRO Y ASESINATO DEL Tte. Gral. PEDRO EUGENIO ARAMBURU.
OTRO POLIVERSO . ¿QUIÉN ES? " LA SOMBRA DEL MAL". Por Luis Bardin .
 

RadiosNet