Lunes 26 de Julio de 2021

Hoy es Lunes 26 de Julio de 2021 y son las 00:47 Tomemos Conciencia. "No me preocupan los corruptos y ladrones." Me preocupa todo un pueblo que mira con indiferencia el comportamiento mafioso.

22 de octubre de 2018

La tierra de nadie. Los católicos entre la Iglesia y el estado .

negándonos a aceptar, con todo el derecho del mundo, la vuelta de un peronismo cicatero y corrupto, mientras nuestros administradores “apostólicos” beatifican a las mafias vernáculas.

La tierra de nadie.                                      Los católicos entre la Iglesia y el estado .

“La mafia es la adoración del mal                                                                                                                   y el desprecio del bien común.                                                                                                                   Es un mal que hay que combatir y alejar.                                                                                                     Los mafiosos no están en comunión con Dios.                                                                                             Están excomulgados”.
 Francisco, Papa.    Calabria, 21/06/2014

La condena del Papa, excomunión a todos los mafiosos, refuerza el anatema lanzado en 1994 por san Juan Pablo II contra ellos y sus colaboradores y si bien esto debería reforzar la lucha contra el delito y la violencia en el mundo, nos obliga a los católicos a preguntarnos si esta última condena solo estaba dirigida a la mafia de Italia o si era extensiva a todos los mafiosos del mundo.

No es engañoso hacerse esta pregunta pues aquí en Argentina el presidente de la pastoral social, monseñor Jorge Lugones se reunió con un dirigente gremial al que un 70% de argentinos considera el paradigma de un mafioso.

Podríamos decir, entonces, que las palabras del Santo padre no tienen ninguna validez en su Patria; tan poco le importan éstas a los obispos de la Conferencia Episcopal que el mismo prelado no ha dudado en reunirse con miembros de una organización política que son conceptuados por la justicia argentina como integrantes de una asociación ilícita organizada para saquear al país.

Es decir que, en la tierra del Papa, aquella frase donde él le pedía a los jóvenes “no dejarse engañar por los mafiosos que se fingen cristianos ni por los corruptos que aparentan ser piadosos…”, tiene solo el valor de un anuncio de Tinelli.

Es así que en esta guerra no declarada entre la Iglesia Católica y el gobierno de Macri, los católicos que en un buen porcentaje votamos la ilusión de un cambio, nos encontramos en la tierra de nadie.                                                                                                                                 Sin respeto por nosotros, el gobierno activa cuanta fuente de rispidez haya contra la Iglesia.

Si la ministro Stanley pensó- cuando le daba ocho millones de pesos a las organizadoras del encuentro nacional de mujeres- que éste no iba a terminar con el intento de incendiar una iglesia, o ella es una obtusa o era simplemente cómplice.

De igual manera, cuando el botarate que maneja la ciudad de Buenos Aires llena a ésta de carteles donde les dice a los chicos de la ciudad que “Desde los trece años podés consultar con especialistas sobre tu salud sexual sin necesidad de ir acompaña (sic)”, no quedan dudas que por más misas que haya escuchado en San Martín de Tours, este imbécil está tratando, educación sexual integral de por medio, sacar a los menores de la tutela de sus padres.                                                                                                                                               

Todo está dicho, la educación sexual integral (ESI) sigue viento en popa y será ley, a corto plazo, para que en las escuelas se acentúe la disgregación familiar y, por si faltare algo, tenemos al presidente- el mismo que en el Congreso Eucarístico de Tucumán pidió a Dios poder defender la vida desde la concepción y hasta la muerte- refugiándose en las “políticas de género” para sacar algún aplauso en el women 20.

El cambio ha sido una engañifa, y nosotros hemos quedado en el medio de una trifulca de taitas porque negándonos a aceptar, con todo el derecho del mundo, la vuelta de un peronismo cicatero y corrupto, terminaremos votando a esta banda de ineptos comandada por el presidente, mientras nuestros administradores “apostólicos” beatifican a las mafias vernáculas.

JOSE LUIS MILIA

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!